Skip links

¿Puedo añadir las propiedades del plátano a mi dieta?

 El plátano, ¿de verdad es un enemigo de nuestra dieta?

plátano photoEs una de las frutas preferidas de niños y no tan niños, una exquisitez para deportistas y un alivio para las personas que sufren de aceidez o problemas de estómago. ¿Qué pasa si estás haciendo una dieta para adelgazar?, ¿debes temer a esta sabrosa fruta?. Desde hace bastante tiempo se viene crucificando al plátano por su ‘alto’ aporte calórico, ¿es este suficiente motivo para no volverlos a incluir en nuestra alimentación?

En este artículo vamos a aprender algo más sobre esta histórica fruta, su origen, sus variedades, beneficios para la salud y comprobaremos por qué la mayoría de las personas están equivocadas; ¿sabes por qué una manzana suele tener más calorías que un plátano?

¿Qué es el plátano?, ¿es lo mismo plátano que banana?

Plátano vs bananaEl plátano tal y como lo conocemos aquí pertenece a la familia de las musáceas y tiene diferentes variedades, entre ellas encontramos los plátanos o bananitos y los plátanos machos o bananas. Solemos usar ambos nombres como sinónimos, y aunque varian sobre todo en tamaño (la banana es más grande), son más las similitudes, tanto en forma cómo en propiedades. Como curiosidad decir que en muchas zonas de Sudamérica se le llama plátano cuando está cocinado (frito u horneado), y banana cuando se come cruda.

A lo largo de este post vamos a usar plátano para referirnos a la fruta, sabiendo ahora que también podemos aplicar esta información a la banana.

¿Cuál es el origen del plátano?

 Aunque es dificil precisar el sitio exacto, se sabe que se empezó a extender desde Asia y llegó a la cuenca del Mediterráneo allá por el 600 d.c. Desde Canarias fué llevado a América. Desde finales del Siglo XIX empieza su cultivo comercial en Centroamérica, Sudamérica, África Subtropical, Sudoeste Asiático y por supuesto Canarias. Hoy en día la mayor parte de esta fruta que encontramos en los supermercados proceden de los países caribeños y latinoamérica. Se ha convertido en uno de los cultivos más importantes y aunque en nuestra cultura suele consumirse sólo como postres, en otras zonas el plátano forma parte esencial de la dieta diaria de las personas.

Propiedades del plátano

Las propiedades del plátano le confieren una pulpa de color blanca-amarilla con una textura untuosa y dulce. Es muy en hidratos de carbono, y este es el motivo de su valor calórico elevado. Además los nutrientes más representativos del plátano son el potasio, el magnesio o el ácido fólico; tampoco podemos olvidar su elevado aporte de fibra.

Esta fruta dulce, sabrosa y fácil de comer es la más popular entre la población infantil. Por sus propiedades nutritivas, su consumo es muy recomendable para los niños, los jóvenes, los adultos, los deportistas, las embarazadas o madres lactantes y las personas mayores.

banana sport photo

Ya estamos en condiciones de poder argumentar por qué el plátano no debería desaparecer de tu dieta, incluso si esta es para bajar de peso.

Beneficios para la salud:

  • El potasio es un mineral necesario para la transmisión y generación del impulso nervioso y para la actividad muscular normal.
  • El ácido fólico interviene en la producción de glóbulos rojos y blancos, y en la formación anticuerpos del sistema inmunológico. Contribuye a tratar o prevenir anemias.
  • Su contenido en fibra soluble le confiere un alto poder saciante, convirtiéndolo además en un buen alimento tanto para problemas de diarrea como de estreñimiento. Su presencia en la dieta previene el cáncer de colon y otras formaciones tumorales en el tracto gastrointestinal.
  • Es un alimento excelente para deportistas aportando azúcares de fácil y gradual asimilación.
  • Es adecuado para dietas de protección gástrica,  por no ser irritante de la mucosa gastrointestinal.
  •  Por su bajo contenido en sodio y su alto contenido en potasio, ayuda a equilibrar el agua del cuerpo,  lo que lo convierte en  un alimento recomendado para la hipertensión, gota y enfermedades reumáticas.
  • Por su contenido en  magnesio, previene calambres, vértigos y mareos, así como  los espasmos en las arterias coronarias, manteniendo el colesterol en niveles normales y regulando el ritmo cardíaco.
  • Es, además, rico en calcio y zinc y fósforo y vitamina A, C, B6 y ácido fólico.

¿Cómo aprovechar todas las propiedades del plátano?

El plátano es una fruta que podemos encontrar en el mercado durante todo el año, y aunque no debe recibir golpes recuerda que las pequeñas manchas o sombras marrones que aparecen en la piel no afecta a su calidad.

banana photoA la hora de conservarlos no requiere de un tratamiento especial; un lugar fresco y seco alejado de la luz. Si decidimos guardarlos en el frigorífico su piel se oscurece pero esto no afecta a sus propiedades. Siempre es mejor mantenerlos en racimo hasta el momento de su consumo ya que ayuda a su conservación.

Es rico en almidón y debido a su contenido en látex y taninos puede resultar algo astringente, sin embargo, son más ricos en azúcares y más digestivos cuando están maduros. De forma inversamente proporcional, más ricos en almidones cuando no han llegado al punto óptimo de maduración.

¿El plátano engorda?

Según la  “Tabla de Composición de Alimentos” de J. Mataix podemos comprobar que 100 gr. de plátano aportan unas 85 kcal y 100gr. de manzana aportan unas 46 kcal. Evidentemente el plátano tiene más calorías, de hecho es una de las frutas más calóricas, lo que no quiere decir que haya que excluirla de la dieta y renunciar para siempre a las buenas propiedades del plátano.

Seguramente si estamos intentando adelgazar vamos a descartar siempre el plátano. ¿Sabes que puedes estar tomando más calorías con la manzana?, ¿Por qué?. La respuesta es muy simple. Porque ni el plátano que nos vamos a comer pesa 100 gr., ni la happy banana photomanzana tampoco. De hecho un plátano de tamaño mediano y sin piel pesa aproximadamente 80 gramos, mientras que una manzana mediana sin piel ni pepitas pesa aproximadamente 150 gramos. Al final acabamos comiendo más cantidad de manzana y con ella las calorías que pensabamos que no tenía. El plátano por tanto es una fruta que puede ser incluida en todas las dietas, incluidas las de adelgazamiento y no sólo eso, por sus propiedades debería ser incluida. La cuestión es tener en cuenta la ración de consumo.

¿El plátano es sólo un postre?

Una excelente y rápida merienda para niños y adultos puede constituirla un plátano y unas galletas tipo maría tostadas; podemos añadir un vaso de leche o un zumo de naranja natural.

El plátano además se puede usar en ensaladas o en batidos muy nutritivos, pero os animo a usarlo también en la cocina como se viene haciendo en muchos países desde siempre. Se puede servir frito o asado como guarnición para carnes o pescados.

No hay que olvidar lavar los plátanos antes de pelarlos, para evitar los antifúngicos y otras sustancias químicas que puede tener la corteza. Es una cosa que solemos olvidar con bastante frecuencia.

Ahora que conocemos mucho más de esta excelente fruta no tienes por qué temerla. El plátano debería tener un hueco en tu dieta. Recuerda que la cuestión está en la ración consumida.

Photo by cocoparisienne

Photo by twosheffs

Photo by Steve Hopson

Photo by frankieleon

Este sitio web utiliza cookies para que usted tenga la mejor experiencia de usuario. Si continúa navegando está dando su consentimiento para la aceptación de las mencionadas cookies y la aceptación de nuestra política de cookies, pinche el enlace para mayor información. ACEPTAR

Aviso de cookies